• Teruel tiene mucho que aportar para descifrar los grandes enigmas del cosmosEl científico del Ciemat Ignacio Sevilla durante su intervención en el ‘meeting’ que se está celebrando en el Cefca en Teruel

    Teruel tiene mucho que aportar para descifrar los grandes enigmas del cosmos

    Los orígenes del universo y la energía oscura, a debate en el ‘meeting’ de Cosmología en el Cefca

    Teruel, con su Observatorio Astrofísico de Javalambre (OAJ) y su grupo de investigación en Cosmología, tiene mucho que aportar en los próximos años para contribuir a descifrar dos de los grandes enigmas de la ciencia del siglo XXI, el origen del cosmos y sobre todo la energía oscura que está provocando la aceleración de la expansión del universo. Son dos cuestiones que están siendo debatidas, entre otras, en el encuentro sobre Cosmología que acoge el Centro de Estudios de Física del Cosmos de Aragón (Cefca) en Teruel durante estos días, y que ha reunido a medio centenar de especialistas no solo españoles y europeos sino también de otras nacionalidades.

    Durante estos días en la antigua sede del Banco de España de Teruel se está hablando de ciencia de muy alto nivel, con las aportaciones que los ponentes están presentando en este meeting sobre Cosmología que es el quinto que se celebra en el país y que llega hoy a su término.

    Uno de los asuntos que se abordaron el martes fue la búsqueda de ondas gravitacionales en el origen del universo para saber cómo fueron los inicios del cosmos. José Alberto Rubiño Martín, del proyecto Quijote que desarrollan conjuntamente científicos británicos y españoles, habló sobre la situación actual de esos estudios.

    Junto a estas investigaciones, Ignacio Sevilla, científico del Ciemat (Centro de Investigaciones Energéticas, Medioambientales y Tecnológicas), profundizó en los estudios que se están haciendo sobre la enigmática energía oscura que está acelerando la expansión del universo y sobre la que el cartografiado que se hará desde el OAJ puede aportar claves importantes.

    Alberto Rubiño, del Instituto Astrofísico de Canarias (IAC), explicó que el proyecto Quijote no pretende estudiar el universo cercano “sino estudiar el cosmos muy al principio, estamos intentado responder a cómo nació el cosmos, cuáles eran las formas de energía que tuvieron lugar en el universo primitivo para dar lugar a esa gran liberación de energía que es lo que llamamos el Big Bang”.

    El científico del IAC explicó que su trabajo consiste en ver cómo se pueden medir, utilizando el fondo de radiación cósmico de microondas, “las huellas de esos primeros instantes del universo y cómo podemos aprender sobre la física de esos primeros instantes”.

    Lo que persiguen los investigadores a través de la radiación de fondo de microondas es detectar las huellas de las llamadas ondas gravitatorias que se generaron en el momento del nacimiento del universo. Esta forma de radiación electromagnética fue descubierta hace algo más de medio siglo, pero no se refiere a los primeros instantes del cosmos sino a lo ocurrido cientos de miles de años después.

    Lo que se pretende ahora es llegar a poder escuchar también el eco de esos inicios del cosmos. “Esas ondas gravitatorias son una predicción de la relatividad general, las hemos medido de forma directa recientemente, pero en el evento explosivo de ese nacimiento muy energético del universo tambien deberíamos haber tenido ondas gravitatorias y la amplitud de esa señal nos puede decir mucho acerca de cómo nació el universo y cuáles eran las formas de energía que todavía hoy día no conocemos, pero que pudieron dar lugar a ese nacimiento”.

    Huella medible

    Rubiño señaló que hay una huella medible en la teoría en los mapas de la polarización del fondo cósmico de microondas, que es lo que se está intentando medir con experimientos como el denominado Quijote en el que participa él.

    Sobre las posibilidades de que se consiga medir, el astrofísico manifestó que se está trabajando en esa dirección, y que era de esperar que “en los próximos años experimentos como Quijote u otros similares que se están haciendo en el Polo Sur o en el desierto de Atacama en Chile, pues lleguen a ese objetivo”. Insistió, no obstante, en que como todavía se desconoce la física de lo que ocurrió al principio, “pues la situación actual es realmente un momento de exploración, estamos buscando y aprendiendo sobre cómo fue el nacimiento del universo”.

    Otro de los científicos participantes en el meeting, el astrofísico del Ciemat Ignacio Sevilla, que trabaja en el grupo de este centro dedicado a la física fundamental, comentó que lamentablemente “se sabe bastante poco de la energía oscura y por ese motivo se le dedica tanto esfuerzo”. Recordó en este sentido que se llama así a un fenómeno que se observó hace veinte años, como es la aceleración del universo, y que desde distintos proyectos se está intentando “caracterizar por qué se está acelerando el universo e intentar ver cuál es su naturaleza”.

    Sobre cuándo se podrá descifrar este enigma, ese asunto ha sido una de las preguntas que se han planteado los asistentes al encuentro científico, y Sevilla comentó que “no está claro y nadie se atreve a responder a esa cuestión, así que no se puede contestar”. No obstante, el investigador precisó que su propia impresión era que “probablemente todavía necesitamos un nuevo nivel de proyectos para intentar entender un poco más qué es la energía oscura”.

    Durante el meeting se están abordando también otras cuestiones como la expuesta por Jordi Miralda Escudé, de la Universitat Central de Barcelona, consistente en la posibilidad de ver una estrella a distancias cosmológicas que es prácticamente imposible, pero que es posible cuando su luz es magnificada por el efecto de lente gravitatoria.

    Los científicos califican de “fantástico” el proyecto del Cefca y el encuentro

    Los científicos de distintos países que participan en el meeting sobre Cosmología que se celebra en Teruel, la mayoría de ellos españoles, están valorando de forma muy satisfactoria el proyecto del Cefca y del OAJ que se ha puesto en marcha en la provincia, y valoraron el alto nivel del encuentro que se está celebrando estos días.

    José Alberto Rubiño, del Instituto Astrofísico de Canarias, aseguró que el Cefca era un proyecto “fantástico” y que el meeting estaba siendo una “oportunidad estupenda de reunir a toda la comunidad científica española, y también internacional, porque estamos viendo que la primera tiene un montón de colaboraciones a nivel mundial y está involucrada en grandes proyectos internacionales; y en particular los que se hacen desde Teruel son proyectos de referencia para entender otro de los problemas abiertos que tenemos en la astrofísica actual, que es por qué el universo se expande de forma acelerada y qué es la energía oscura”. Añadió a este respecto que el proyecto del Cefca con el OAJ “va a ser clave en los próximos años para entender las propiedades de la energía oscura”.

    El doctor de la Universitat Central de Barcelona, Jordi Miralda Escudé, señaló por su parte que encuentros como el celebrado en Teruel son importantes para “intercambiar información” y tener conocimiento de los avances que se hacen con los telescopios y los cartografiados que hay en marcha.

    Comparte esta noticia