• Josep Betalú regresa a Camarena para ganar la MTH más larga

    Josep Betalú se coronó ayer como rey del nuevo Matahombres MTB, del de los tres dígitos, del que brincó de los cien kilómetros, y lo hizo con un registro de 4:39. Un tiempazo que, sin embargo, apuesta a que se puede mejorar. El biker de raíces turolenses Roberto Bou se quedó a las puertas del escalón más alto del podio al quedarse sin opciones de pelear con el del Bike Racing al sufrir un inoportuno pinchazo en la última parte de la carrera.
    Más de 500 ciclistas se citaron ayer en Camarena de la Sierra para participar en la XVI edición de la Matahombres, una de la pruebas decanas de la provincia y la que año tras año congrega a un mayor número de aficionados.
    Puntuales a las 9 de la mañana se daba la salida conjunta a todos los bikers participantes. Después, las fuerzas de cada uno los iría colocando en su lugar dentro del pelotón.
    En seguida se hizo un primer grupo de corredores que dejaban claro que habían viajado hasta Camarena de la Sierra para postularse como candidatos al oro. Josep Betalú (Bike Racing) y Xavi Borrás (Olympia Factory RT) se destacaban en seguida y establecían una sociedad que e prometía fructífera. Detrás, a unos pocos metros, Roberto Bou (Tomás Bellés Cannondale by Gaes) luchaba contra el viento de cara en solitario para intentar darles caza, pero el trabajo de relevos de la cabeza no le permitía acortar distancias.
    La joint venture Betalú-Borrás funcionó bien hasta que el basculante de la suspensión trasera del de Borrás dejó de hacerlo y obligaba al ciclista a retirarse.
    Betalú se esforzó por mantener la ventaja lograda mientras funciono la sociedad, aunque sin arriesgar en las bajadas, mientras que Bou lo daba todo por alcanzarle, a pesar de que en el segundo paso por el arco de meta cedía hasta 4 minutos sobre la cabeza. Tanto se esforzó que terminó por sufrir un inoportuno pinchazo en los últimos kilómetros de la prueba, cuando había empezado a recortar minutos. Un incidente que alejaba definitivamente de la lucha por el triunfo relegándole a la segunda plaza.
    En categoría femenina, que en esta edición había alcanzado la cifra de 16 inscritas muy superior a cualquier otra edición de la prueba, Aida Beteta repetía su victoria del año pasado. Invitada por la organización para defender el título sobre el nuevo circuito, Beteta llegaba cargada de dudas tras una aparatosa lesión, pero las piernas funcionaron y cumplió su objetivo.
    En la prueba media, la de 77 kilómetros y 2.000 metros de ascenso, Víctor Hernández (The Bike Run) dominó  con mano de hierro. Tras el primer bucle ya aventajaba al segundo en siete minutos, y en la segunda le asestó 17 minutos más para lograr al final un colchón de 24 minutos firmado un tiempo de 3:39:33. Detrás, José Ángel Ortega (Manrubia Team) y Vicente Canet (Spirit Bike) peleaban hasta la misma raya de meta por el segundo puesto.
    Entre las féminas, la victoria correspondió a Mª Carmen Gallart, con un crono de 5:23.
    El guión de la prueba media se repitió en la corta, con un Álvaro García hegemónico y la pelea encarnizada por el segundo puesto entre Antonio Murcia e Iván Carmena, que al final terminaría ocupando la segunda posición.
    En línea de meta, el alcalde de Camarena, Ramón Gimeno, reconocía el valor de los participantes para enfrentarse a una prueba de estas características, “pero parece que a la gente le gusta”, concluyó.  Gimeno se mostraba orgulloso de haber logrado romper la barrera de las tres cifras en la prueba larga de MTB, igual que de  haber sacado adelante la carrera de rail, otra de las novedades de esta edición, que ha sido impulsada por el corredor local Jorge Pérez, que ha termina ganando la prueba.
    El alcalde reconocía que las bicis le dan “muchísima vida” a Camarena una vez que termina la campaña de esquí. “Es verdad que se hace un gran esfuerzo para conseguir ésto. Y tenemos al organizador, Paco Torres que hace un trabajo impresionante, así que esperemos que no se canse”.

    Comparte esta noticia