• Fomento abre la travesía de la N-232 al terminar los derribos causados por el deslizamientoLa variante, abierta

    Fomento abre la travesía de la N-232 al terminar los derribos causados por el deslizamiento

    Cuando se cumplen dos meses desde que un deslizamiento de tierras del cabezo de Pui Pinos arramblara con varias viviendas del Muro de Santa María de Alcañiz y dejara cortada la travesía de la carretera nacional 232, ayer por la mañana los alcañizanos pudieron transitar de nuevo por el tramo.

    Fuentes del ministerio de Fomento confirmaron que la travesía había quedado abierta desde primera hora de la mañana a petición del propio Ayuntamiento, que ha dado por terminadas todas las actuaciones relacionadas con movimientos de tierra en la zona y solicitó la retirada de la señalización que en la rotonda del hospital advertía de que la travesía permanecía cortada.

    Hasta ahora, la maquinaria pesada ha ocupado la calzada de la carretera, primero para realizar labores de desescombro para la estabilización del cerro, y después para el derribo de varias viviendas que habían quedado en pie tras el deslizamiento, pero cuya estructura estaba seriamente afectada por la caída de rocas y tierra.

    La travesía, por tanto, queda ahora abierta en los dos sentidos de la circulación, aunque sólo durante varios días, ya que esta misma semana comenzará el arreglo del muro de la travesía, que quedó dañado como consecuencia de los golpes del arrastre de tierras. Según informó la subdelegación del Gobierno en Teruel, con las obras, la circulación se realizará por uno de los carriles, de manera que el tráfico quedará regulado mediante la colocación de semáforos.

    Comparte esta noticia