• La derecha salva el techo de gasto en Aragón ante la decisión de Podemos de no votarDiputados de Podemos durante el pleno

    La derecha salva el techo de gasto en Aragón ante la decisión de Podemos de no votar

    La abstención de los grupos del centro derecha en las Cortes de Aragón ha permitido hoy al gobierno PSOE-CHA sacar adelante el techo de gasto en una votación que ha culminado con sorpresa ante la decisión de todos los diputados de Podemos de no pulsar ninguna tecla, es decir, de no votar.

    La aprobación por las Cortes de Aragón del techo de gasto es un paso obligado y previo a la presentación, por parte del ejecutivo, de los presupuestos autonómicos, fijado en las leyes de estabilidad estatal y aragonesa, y sin el visto bueno de la Cámara no es posible comenzar con la tramitación de la cuentas para este año, cuya toma en consideración se ha comprometido a apoyar Podemos.

    En el debate, con profundo trasfondo ideológico, ha quedado claro que en el hemiciclo existen dos modelos de entender la estabilidad presupuestaria, en tanto en cuanto todos los grupos de izquierda han dicho estar en contra de establecer un techo de gasto.

    Pero mientras PSOE y CHA han votado a favor, por responsabilidad y para permitir que continúe la tramitación presupuestaria, la diputada de IU, Patricia Luquin, lo ha hecho en contra y los diputados de Podemos han optado por no votar.

    Por la derecha, PP, PAR y Ciudadanos se han abstenido permitiendo al gobierno sacar adelante un techo de gasto que asciende a 5.052 millones de euros, un 5,4 por ciento más que en 2016 (casi 258 millones).

    El diputado de Podemos Héctor Vicente ha justificado que su partido no quiere ser responsable de aprobar un mecanismo “que atenta contra el bienestar de los aragoneses”.

    De votar sí “nuestra conciencia nos hubiera recordado a todas las víctimas que la austeridad ha dejado por el camino”, ha agregado Vicente, quien antes de que se descubriera que su grupo iba a abstenerse de votar, que no a abstenerse, ha añadido que es “incompatible” e “irresponsable” decirse defensor de los intereses de Aragón o protector de la ciudadanía aragonesa y “aceptar a la vez estos mecanismos de austeridad”.

    Pero la elección, ha reconocido, es “trágica” porque Podemos no quiere, ha dicho Vicente, que Aragón se quede sin presupuestos que le permitan poner en marcha asuntos fundamentales.

    Los portavoces de PSOE, Alfredo Sancho, y CHA, Gregorio Briz, han recurrido al concepto de la responsabilidad para justificar su voto a favor de un techo de gasto que, ha recordado el socialista, viene impuesto por la ley aunque haya servido para llevar a cabo “políticas de recortes en el estado del bienestar”.

    Briz, por su parte, ha lamentado que el techo de gasto responda a la “filosofía del PP y del neoliberalismo en Europa” y ha considerado en este sentido que sería “chocante” que los populares votaran en contra.

    “Siendo que ideológicamente no nos gusta, porque controlar el gasto no es hacer políticas de equidad, por responsabilidad no queda otro remedio que aprobarlo”, ha confesado.

    Desde la bancada popular, el diputado Antonio Suárez ha estimado que Podemos debería apoyar el techo de gasto, “con independencia de que crea en él o no”, porque la formación morada ha llegado a un acuerdo con el PSOE para apoyar la toma en consideración de los presupuestos en el Parlamento, y debería votar sí “por coherencia y lealtad con todos los aragoneses”.

    “Es Podemos quien debería sacarle las castañas del fuego al gobierno”, ha enfatizado.

    Para Javier Martínez, de Ciudadanos, lo que subyace en este debate no es la defensa de un modelo, sino “la lucha entre la izquierda” y “así no se puede gobernar”, ha dicho.

    Desde el PAR, Elena Allué ha recordado que su partido “cree” en la ley de estabilidad presupuestaria, pero no comparte los criterios con los que se ha conformado “este” techo de gasto.

    Y su abstención, ha agregado, también tiene que ver con la responsabilidad, porque el PAR “no quiere contribuir al hartazgo de la ciudadanía ni a paralizar ni bloquear los presupuestos de 2017”.

    También le ha preguntado al gobierno “hasta cuándo” va a estar sometido a los “chantajes y vaivenes” y a aguantar “los desplantes” de quienes pactaron la investidura, mientras “desprecia” a quienes contribuyen a que los presupuestos no se bloqueen.

    La diputada de IU Patricia Luquin es la única que ha votado en contra del techo de gasto, un tema, ha dicho, sobre el que “no se puede frivolizar” y que supone una “obligación injusta” por parte del gobierno de Mariano Rajoy.

    Por eso ha estimado que el PP debería haberlo apoyado en lugar de abstenerse, porque “si alguien obliga por ley a algo, luego no puede no cumplir ese compromiso”.

    Más allá del debate de las formas, respecto al fondo el PP ha hecho hincapié en que el techo de gasto incluye 105 millones de euros procedentes de entregas a cuenta del gobierno central a la comunidad que no se pueden garantizar hasta que no estén aprobados los presupuestos del Estado.

    En la misma línea, Martínez ha indicado que el ejecutivo incluye en los presupuestos partidas que “no están contenidas” en este techo de gasto, por lo que es “muy difícil darle apoyo”

    Comparte esta noticia