• Lambán y Santisteve acuerdan dotar la Ley de Capitalidad con 8 millones de euros anuales y 13,5 para convenios bilateralesLambán (d) y Santisteve, ayer tras alcanzar el acuerdo

    Lambán y Santisteve acuerdan dotar la Ley de Capitalidad con 8 millones de euros anuales y 13,5 para convenios bilaterales

    Tras 20 años de batallas políticas, Zaragoza está a solo un paso de tener una Ley de Capitalidad. Este viernes, el Gobierno de Aragón y el Ayuntamiento de Zaragoza han firmado un acuerdo para dotar con 8 millones de euros anuales el fondo de capitalidad y destinar 13,5 millones de euros a convenios bilaterales para el periodo 2017-2020. En concreto, esta rúbrica sirve para impulsar y aprobar la Ley de Régimen Especial del Municipio de Zaragoza como capital de Aragón –más conocida como Ley de Capitalidad-, así como para consolidar la autonomía municipal y definir las competencias del Ayuntamiento de Zaragoza.

    El acuerdo, aunque cuenta con menor financiación que la que los distintos grupos políticos llevan solicitando desde 1999, ha supuesto un gran esfuerzo económico para el Ejecutivo aragonés, según ha declarado el propio presidente de la Comunidad, Javier Lambán. “Estaría perfectamente justificada, desde el punto de vista de la prestación de los servicios y de la dimensión institucional del Ayuntamiento de Zaragoza, la asignación de más fondos”, ha reconocido Lambán, quien ha insistido en que el Ejecutivo aragonés está realizando un esfuerzo inversor, que llega “mucho más allá” de a lo que hace muchos meses pensaban que podrían llegar.

    Por su parte, el alcalde de Zaragoza, Pedro Santisteve, ha valorado el esfuerzo económico al que se compromete la DGA con este principio de acuerdo, aunque espera que la partida –que cuenta con un criterio de actualización- se incremente en los próximos años. Por ahora, el acuerdo recoge que los ocho millones de euros se verán anualmente incrementados en las misma proporción que lo hagan los ingresos no financieros de la Comunidad, respecto al ejercicio anterior; mientras que los trece millones y medio de euros se verán incrementados, de forma acumulativa, en un millón y medio en cada anualidad posterior de vigencia del convenio.

    El acuerdo rubricado este viernes marca una “fecha histórica” y “un antes y un después en la relaciones de las dos instituciones”, tal y como han insistido ambos representantes.

    Javier Lambán ha subrayado que este convenio “satisface una necesidad legítima de Zaragoza”. Además, supondrá la creación de un Consejo Bilateral de Capitalidad que, según el alcalde de Zaragoza, “va a permitir abordar de forma paritaria todos los problemas en los que tenemos que intervenir ambas instituciones para mejor la situación de nuestros vecinos”.

    Problemas como la deuda del tranvía o el pago del Impuesto sobre la Contaminación de las Aguas (ICA). Aunque para saber cómo se resolverán estas cuestiones habrá que esperar, ya que tanto Lambán como Santisteve han comunicado que están “pendientes de más conversaciones” para decidir cómo abordarán estos temas.

    Asimismo, el edil de Zaragoza ha recalcado que el “texto venía consensuado desde su origen” y que el teniente de alcalde de Economía, Fernando Rivarés, ha informado a los grupos municipales de las reuniones que iban manteniendo ambas instituciones. Ahora, ha asegurado, se va a pasar el texto a los grupos para que lo puedan revisar y aporten su opinión. En el caso de la DGA será el Consejo de Gobierno quien deba aprobarlo.

    Una vez aprobado por los órganos colegiados de ambas instituciones, el texto se llevará a las Cortes de Aragón para su debate y aprobación.

    El presidente de la Comunidad ha indicado que los ocho millones actualizables que refleja el texto dependen de la aprobación de la Ley de Capitalidad para su ejecución. No obstante, los 13,5 millones de euros para convenios podrán hacerse efectivos en el momento en el que se apruebe el Presupuesto de Aragón.

    Por este motivo, Lambán ha señalado que “cuanto antes, el Gobierno tiene que remitir el presupuesto a las Cortes, cuanto antes, se tiene que aprobar el techo de gasto y, cuanto antes, se debe precisar la derivación económica del acuerdo para que figuren en el documento presupuestario”.

    Asimismo, el presidente se ha mostrado optimista sobre las negociaciones con Podemos y ha aseverado: “El Gobierno tiene que presentar el presupuesto muy pronto porque estamos en marzo y no nos podemos permitir muchos más aplazamientos en esa decisión, si realmente queremos desarrollar un presupuesto a lo largo de 2017”.

    Comparte esta noticia