• El Gobierno de Aragón anuncia un próximo decreto para la gestión de purines

    El Gobierno de Aragón anuncia un próximo decreto para la gestión de purinesEl consejero Olona durante su visita a las Cinco Villas

    l Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad última un decreto para regular la gestión de los purines ganaderos que se presentará al sector a lo largo del próximo mes de marzo. El anuncio lo ha realizado el titular del departamento, Joaquín Olona, a lo largo de la visita que ha realizado a la ADS (Agrupación de Defensa Sanitaria) Número 2 de Porcino de Ejea de los Caballeros.

    El decreto se inspira en el funcionamiento de los centros gestores de purines que existen en Tauste y Ejea de los Caballeros y que, en palabras del consejero, “son la mejor solución para alcanzar el objetivo de utilizar los purines como fertilizantes”. Este es, según ha precisado, uno de los objetivos que se marcó al inicio de la legislatura.

    Se trata de reproducir el modelo de Cinco Villas para facilitar a todos los ganaderos de Aragón la gestión de sus purines de la forma más sencilla: entregándolos a un centro gestor que será, a partir de ese momento, el responsable del subproducto. De acuerdo con las explicaciones de Olona, con el decreto se persigue replicar el modelo y conseguir que aplique en todo el territorio con la misma eficiencia que en estos ámbitos pioneros.

    En este sentido, el consejero destaca el éxito alcanzado al combinar innovaciones tecnológicas (se optimiza el uso del purín en función de las necesidades de los cultivos) y organizativas o institucionales, ya que es la colaboración entre agricultores y ganaderos la que ha permitido encontrar la solución a un problema importante para Aragón.

    Las ventajas de los centros gestores son de tipo agronómico y económico, pero el consejero destaca especialmente las de carácter medioambiental, ya que el sistema permite aplicar las dosis precisas de fertilizante sin excesos que terminan contaminando el subsuelo. Por otra parte, la forma de trabajar de estos centros reduce, asimismo, en gran medida, la emisión de gases de efecto invernadero, por lo que son una herramienta de primer orden en la mitigación de los efectos del cambio climático.

    Comparte esta noticia