• Las empresarias piden que la educación fomente la igualdad de género

    Mayte Pérez responde a una pregunta durante el desayuno que se celebró en el Hotel Spa Ciudad de Teruel, ayer por la mañana

    La educación es lo que puede hacer que caiga la barrera para las mujeres y por ello ayer la Asociación Aragonesa de Mujeres Empresarias y Profesionales (ARAME) organizó ayer un desayuno en Teruel con la consejera de Educación, Cultura y Deporte, Mayte Pérez, para plantear los asuntos que les preocupan sobre estos asuntos.

    La educación es lo que puede hacer que caiga la barrera para las mujeres y por ello ayer la Asociación Aragonesa de Mujeres Empresarias y Profesionales (ARAME) organizó ayer un desayuno en Teruel con la consejera de Educación, Cultura y Deporte, Mayte Pérez, para plantear los asuntos que les preocupan sobre estos asuntos.

    La brecha salarial o la violencia de género son problemas que preocupan especialmente y de ellos también se habló poniendo encima de la mesa que no es una cuestión de género sino de talento. “Las empresas no podemos desperdiciar más del 50% de nuestra sociedad”, apuntó la presidenta de ARAME, María Jesús Lorente.

    Y esto se tiene que aprender desde pequeños. “Son los niños los que tienen que aprender a convivir sin machismo”, apuntó Lorente, para explicar por qué la asociación había invitado a la consejera a participar en este desayuno.

    En el transcurso del acto, también se puso de manifiesto que en la universidad más de la mitad de los estudiantes son chicas, pero esto no se traduce en una mayor presencia en los cuadros directivos de las empresas. “Estamos viviendo una involución, y así lo vemos desde las asociaciones que defendemos la igualdad de oportunidades”, comentó.

    La consejera por su parte puso de manifiesto la importancia de poner en común y compartir experiencias con las mujeres empresarias, como las que ayer se congregaron en el hotel Ciudad de Teruel.

    Mayte Pérez explicó qué acciones se están llevando a cabo en los colegios e institutos con actuaciones como las que llevan a cabo los mediadores “para combatir inercias” que pueden degenerar en violencia de género y en desigualdad entre hombres y mujeres.

    La consejera también explicó que en el currículo que está en exposición pública se han introducido asignaturas vitales para fomentar la igualdad como puede ser en filosofía, que contribuye a tener un pensamiento crítico y humanista y también otra asignatura nueva que es Pensamiento Social y Ciudadanía, que profundiza en estos valores, aunque incidió en que tiene que ser algo transversal y compartido con otros departamentos con los que se está en contacto como Sanidad y Derechos Sociales y Ciudadanía, para elaborar estrategias comunes.

    En un foro con empresarias, también se demandó que en las clases se fomente el espíritu emprendedor. Pérez apuntó que en Secundaria es interesante que los alumnos conozcan en qué consiste el emprendimiento.

    En el desayuno se habló asimismo de cultura y Pérez apostó por la optimización de los espacios culturales.

    Autor:P.?Fuertes
    Teruel

    Comparte esta noticia